Editorial: Pensando a-la izquierda

Francisco Martínez Cruz, Director de la Revista Ala Izquierda

La época en que nos encontramos se estremece ante los molestos números que refieren lo pesarosa y complicada que se ha vuelto la vida para un gran porcentaje de la población de nuestro país. Por mencionar algunos de esos números, según el INEGI, en 2012 casi la mitad de la población mexicana vivía en la pobreza y casi un diez por ciento se encontraba en pobreza extrema. Esta desigualdad, sin embargo, no es confesión ni descubrimiento que exclusivamente por vía de cifras se pueda comprender. A no ser que nos queramos hacer de la vista gorda, basta con salir a las calles, dar un recorrido por la periferia de las grandes ciudades o prender el televisor, para saber lo inequitativa que es la lotería natural y lo sumamente injusto que nosotros mismos volvemos el entorno con nuestras negligencias, silencios e indiferencias.

Con toda seguridad, todos compartimos el deseo de que en algún momento esta situación deba terminar, pero no estamos tan de acuerdo en la dirección que para ello debe tomarse y menos en los medios que deben ser empleados. Así, por ejemplo, bajo las categorías políticas de izquierda, derecha y centro, se agrupa una diversidad de corrientes e ideologías que proponen un particular proyecto, ciertas líneas de acción, de organización o conducción de la vida al interior de la comunidad. No es extraño que, a causa de los diversos contenidos que se la disputan, la política sea una palabra polisémica y, en nuestro país –si se quiere– tienda a ser un completo albur. De ahí que a tantos les dé por jugar con ella, otros más se ofenden ante su cínica picardía, o un montón de despistados simplemente no le entiende. Muy vulgar y muy prosaica será para algunos, pero la política sí importa y en el camino andamos.

La revista que hoy sale al público, hace suya –al igual que la asociación de la cual este proyecto editorial forma parte– una de esas etiquetas políticas: la izquierda. Según nuestro parecer, es posible reconocer una serie de principios que dibujan las coordenadas de lo que debe respetar una izquierda: libertad, igualdad, cosmopolitismo, crítica, feminismo y diversidad, progresismo y ecologismo. Y sin embargo, ¿qué es la izquierda? La pregunta permanece inquieta como en quien también se está sin sosiego, la cuestión acerca de su ser.

Con Ala Izquierda no pretendemos sacar otro dizque novísimo producto que despiste más, nuestro propósito no es mercarle nada a nadie. Queremos ofrecer espacios para dialogar, criticar, analizar y pensar abiertamente las izquierdas; proponer alternativas, soluciones, nuevas categorías que nos permitan comprender nuestra realidad. Esta revista, por ello, pretende ser ese espacio de reflexión y de intercambio de ideas. En razón de lo anterior, los artículos que integran este primer número han sido elaborados por sus autores fijando la mirada en un tema bastante discutido y con posturas harto discrepantes: el estado de la izquierda en México.

Aceptando un diálogo con los jóvenes, Ifigenia Martínez se pregunta acerca de qué hablamos cuando nos referimos a la izquierda en nuestro país y da su opinión luego de traer al presente las luchas que llevaron a un amplio sector de la población a cuestionar el status quo. Dentro de la izquierda construida en el seno de los movimientos sociales sin bandera partidista, Gibrán Ramírez analiza las acciones de algunos movimientos de izquierda en el México actual y cómo es que estos pretenden provocar cambios sin hacerse del poder, lo que los lleva a caer en la movilización en los márgenes, cuyos riesgos no son atractivos. Ligado a este texto, Luis Gómez da cuenta de cómo es que, a partir de una política violenta y causante de muchas muertes, el Estado ha provocado la generación de formas de organización alternas que reivindican a la política.

Por lo que se refiere a la izquierda institucional, Gustavo Gordillo reflexiona en torno a la izquierda partidista y al papel insustituible de los partidos políticos en los regímenes democráticos. Partiendo de esta importancia, llega a concluir que, para gobernar la pluralidad social, los partidos deben hacerse responsables de la forma en que se comunican y relacionan con la sociedad, de ahí su apelación a una izquierda de valores.

Después de reflexionar estas dos formas de entender la izquierda, Sergio Tapia estudia la manera en que se relacionan las juventudes con esta categoría política, vínculo posible, según su opinión, a causa del dinamismo y desposesión de las y los jóvenes. Con este resultado, se abre el camino a Jesús Pérez quien, a guisa de ejemplo de esa manifestación de izquierda, discute uno de los movimientos en los que recientemente una amplia parte de la juventud mexicana fue protagonista: #YoSoy132. Este breve panorama de la izquierda en nuestro país, finaliza con la aportación de Julio De Coss, quien razona si las políticas públicas pueden permanecer independientes de cualquier ideología. Como la respuesta es negativa, insiste Julio en que las propias izquierdas, para procurar el proyecto político que enarbolan, no pueden desatender las políticas públicas.

Del lado de las investigaciones, Carolina Hernández enriquece este número exponiendo los problemas que a los grupos indígenas han causado las grandes mineras a causa de las concesiones del Gobierno mexicano. María del Pilar González, por último, inicia a discurrir sobre un tema que será motivo de una profunda revisión en ediciones posteriores: los feminismos.

No me queda más que agradecer a todos los que integran a la Asociación Ala Izquierda y a mi muy querido Equipo Editorial, por su notable esfuerzo para inaugurar esta Revista.

A las y los lectores que nos complacen con su interés, los invitamos a discutir las ideas que se vierten en este número y, por supuesto, a participar y a colaborar en las futuras ediciones.

 Ciudad de México, abril de 2014.

Anuncios

Populares

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: